Uno de los tratamientos más demandados en odontología es la limpieza dental profesional o profilaxis dental. La profilaxis dental es un procedimiento que cumple una importante función preventiva, relevante para la prevención de algunas enfermedades dentales.

A grandes rasgos, la limpieza dental consiste en quitar el sarro y manchas que están en los dientes o debajo de las encías. Sólo un profesional acreditado, como un dentista o higienista dental, puede realizar este procedimiento que dura entre 30 y 40 minutos. Es importante acudir a un experto ya que, si la limpieza se realiza de forma incorrecta, puede generar serios problemas de salud bucodental.

Cualquier persona puede someterse a una limpieza dental profesional, siempre y cuando no presente enfermedades graves en las encías como la periodontitis crónica o piorrea. Para estas enfermedades, lo que se requiere es un tratamiento completo de periodoncia. 

En nuestra tienda online Athenadental puedes ver todos los Escalador ultrasónico con LED, Lámpara de blanqueamiento dental, Instrumento Rotatorio, los cuales facilitarán tu trabajo en tratamientos dentales.

Las limpiezas dentales son fundamentales para mantener la salud dental y de las encías. Cepillarse los dientes, usar hilo dental y usar colutorios es importante pero visitar regularmente al dentista es, también, fundamental.

Hay diversas herramientas para lidiar con el sarro de nuestros dientes. La más utilizada es un raspador en forma de hoz que el profesional usa para que quita grandes cantidades de sarro encima de la línea de la encía. También usan uno en forma de cincel que quita el sarro en el área de contacto de los dientes frontales. Este procedimiento suele requerir una sola visita al consultorio del dentista.

El odontólogo también puede usar un dispositivo raspador ultrasónico para quitar el sarro rápidamente de los dientes. El dispositivo convierte ondas de sonido de alta frecuencia en vibraciones rápidas en la punta del instrumento a la vez que rocía agua para eliminar las bacterias de la encía durante la limpieza.

Si nos sometemos a una limpieza profunda, nos suministrarán anestesia local y tendremos que hacer de dos a  cuatro visitas a la consulta. El profesional raspa el sarro debajo de la línea de la encía y usa curetas para deshacerse del sarro y suavizar los puntos ásperos de las raíces de los dientes. También quita el tejido blando enfermo de la bolsa de la encía alrededor de los dientes.

Por último, la limpieza con láser se usa cuando se observa sarro se muy profundo, debajo de la línea de la encía. Se anestesia la bolsa de la encía y el dentista alcanza una parte muy profunda en su interior con un láser.

No lo pospongas más; cuida tu boca. Tanto si llevas una higiene dental regular como si hace tiempo que no vas al dentista, siempre es un buen momento para una limpieza dental profesional. 

El anterior.